Inicio / Niños / 7 Maneras de Mantener a tus Hijos Seguros en el Agua

7 Maneras de Mantener a tus Hijos Seguros en el Agua

mantener-hijos-seguros-en-el-aguaLa Natación es una de las actividades más populares para disfrutar en familia durante el verano.

Sin embargo, no debes dejar que la diversión te dé una falsa sensación de seguridad.

Con demasiada frecuencia, oímos hablar de accidentes en las piscinas; derivados de la falta de atención o supervisión que tienen los niños en dichos lugares.

Es por esta razón que es tan crucial que la seguridad sea una prioridad cada vez que tus hijos están en el agua.

Veamos a continuación 7 cosas que puedes hacer para asegurarte de que tu hijo se divierta de manera segura durante el verano.

  1. Debes mantenerte vigilante

Cuando estás en una piscina siempre debes estar muy pendiente de tus hijos.

Nada es más importante que la supervisión de un adulto cuando se trata de mantener seguros a los niños en una piscina.

Recuerda que, sólo se necesita de un segundo para que las cosas vayan mal.

No te dejes distraer por el teléfono, una conversación o el último chisme de la revista que estás leyendo.

Sin duda es más fácil decirlo que hacerlo, pero esto hará una gran diferencia a la hora de garantizar la seguridad de tu hijo.

  1. No subestimes la seguridad

Si tienes una piscina en casa, puedes utilizar un sistema de seguridad que te avise cuando alguien está cerca de la piscina.

Puedes encontrar empresas de seguridad que instalan cámaras de video en el lugar donde está la piscina y así puedes monitorear cualquier movimiento.

Sin embargo, un sistema de seguridad nunca es suficiente, siempre debe existir la compañía de un adulto cuando un niño está en la piscina.

  1. Enseña a tus hijos acerca de la seguridad en la piscina

Antes de llegar a la piscina, asegúrate de que tus hijos conocen las reglas básicas de seguridad.

 

Por ejemplo, no correr cerca de la piscina, no mojarse unos con otros, no jugar a hacerse el muerto, ni mucho menos alejarse de sus padres.

Siempre es bueno recordarle a tus hijos que la piscina es un privilegio que se puede quitar si no siguen esas reglas básicas.

  1. Enseña a tus hijos a nadar

Las clases de natación son esenciales para prevenir accidentes en la piscina. Además, de brindarte más tranquilidad al momento de salir con tu hijo a nadar.

  1. Nunca confíes en los objetos flotantes

Los flotadores son juguetes divertidos, pero tu hijo los puede tener en la piscina siempre y cuando haya la supervisión de un adulto.

En muchos casos, los flotadores más que una ayuda, han resultado peligrosos cuando un niño queda debajo del flotador donde no se puede ver.

  1. Ten en cuenta la temperatura del agua

Si el agua está demasiado fría y tu hijo comienza a temblar o se queja de calambres, es el momento de sacarlo del agua.

Recuerda siempre, que, aunque tu hijo está en la piscina es importante mantenerlo hidratado para evitar deshidratación o un golpe de calor.

Siempre es bueno mantener cerca algún tipo de bocadillo que le ayude a tu hijo a recobrar energías para seguir disfrutando de la piscina.

  1. Siempre debes estar preparado

Si notas que alguien en la piscina está en problemas, lo primero que debes hacer es gritar para pedir ayuda y luego si puedes ir a ayudar a quien está teniendo problemas en el agua.

Siempre es bueno, pedir información acerca de cómo socorrer a alguien que se está ahogando y cuáles deben ser los pasos a seguir para ayudarle en la reanimación.

Los niños aman las piscinas, y pueden estar allí un día completo. Así que si deseas disfrutar de estos paseos siempre es mejor estar alerta, enseñarles a tus hijos a nadar, aprender acerca de las reglas de seguridad y tener un plan de acción en caso de alguna emergencia.

De esta manera podrán disfrutar de un verano feliz y seguro para tu familia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *